Noticias Visióon

958 20 70 70
Pide cita Online

¿Cuánto tiempo tardaré en ver bien la tele después de la cirugía láser ocular?

¿Cuándo se puede ver la tele después de la cirugía láser ocular?

Cuando pensamos en alguien recuperándose de una cirugía, nos lo imaginamos en la cama del hospital o acostado en el sofá, disfrutando de una tableta de chocolate y consumiendo pasivamente la televisión.
No hay nada como tener de fondo tu serie favorita de Netflix o algún reportaje de casas extravagantes o de viajes para ayudarte a olvidar tu situación actual.

Pero, ¿qué pasa si no son tus piernas, estómago o [insertar parte del cuerpo aquí] recuperándose cuando intentas ver tu serie favorita, sino tus ojos? ¿Deberías ver la televisión? ¿Y qué hay de otras pantallas como la de tu móvil, tablet y ordenador?

El periodo sin pantalla

Si has escuchado o leído un poco sobre la cirugía láser ocular, sabrás que está lejos de ser un procedimiento quirúrgico típico:

  • Anestesia en gotas
  • Duración de la cirugía alrededor de 10 minutos
  • No se queda ingresado, a la hora de la cirugía vuelve a casa andando por su propio pie
  • Recuperación liviana
  • Incorporación a la rutina muy pronto

Lo mismo ocurre con la fase de recuperación posterior: olvídate de pasar semanas en la cama, la mayoría de los pacientes vuelven a su rutina normal antes de decir: «Próximamente en Amazon Prime».

En VISIÓON Oftalmólogos, aconsejamos a los pacientes que pasen las primeras 24 horas después de la cirugía lejos de luces intensas, pantallas y actividades visualmente exigentes como leer. A esto lo llamamos el período sin pantalla de 24 horas.

Aunque se aconseja reposo domiciliario hasta que se retire la lente terapéutica (entre 4 y 7 días tras la cirugía), es cierto que tras 24-48 horas podemos incorporarnos a nuestra vida habitual, sin hacer esfuerzos físicos y en la medida de lo posible no forzar la vista, tomando precauciones como: no coger peso, evitar el polvo y la arena, evitar el pelo de animales, no hacer deporte de impacto, etc.

¿Qué hacer después de la intervención?

La primera semana después de la cirugía láser ocular:

  • Se recomienda mantener los ojos cerrados y descansar, las primeras 24h tras la intervención.
  • Después de las primeras 24h puede empezar a retomar su actividad, pero de forma ligera, siempre atento a cualquier cosa que pueda dañar tus ojos, por ejemplo el polvo, aire acondicionado y actividades que pueden hacer que algo entre en contacto con sus ojos. Usa las gafas de sol proporcionadas, tanto en exterior como en interior.
  • El día después de la cirugía puede retomar actividades como leer, ver la televisión y usar el teléfono (asegúrate de seguir usando las lágrimas artificiales para evitar que los ojos se resequen)
  • Evita frotarte los ojos y utiliza las lágrimas artificiales suministradas para solucionar cualquier picor o sequedad.
  • Opta durante unos días por un baño en lugar de una ducha y evita que te entre agua o jabón en los ojos.

Siempre que cumplas con estas pautas genéricas y las proporcionadas por el cirujano para tu caso explícitamente, tus ojos recuperarán la salud por completo muy rápidamente. Y antes de que te des cuenta, no te acordarás ni de haber llevado gafas antes. Recordar que cada paciente evoluciona a su ritmo, y que aunque lo normal es que a la semana de la intervención puedas llevar ya una vida completamente normal, tienes hasta 3 meses para recuperar perfectamente tu visión.

Pide tu cita prequirúrgica en VISIÓON Oftalmólogos. En ella se te realizará un estudio en profundidad de tus ojos, los optometristas y oftalmólogos valorarán tu caso de forma individual y si eres buen candidato a la cirugía láser ocular, además de resolverte todas tus dudas, te darán un presupuesto completamente personalizado.
No lo dudes y llama a la clínica de VISIÓON Oftalmólogos en Granada al 958 20 70 70 o a la clínica oftalmológica VISIÓON en Jaén al 953 83 70 70.

Halos y destellos nocturnos tras la cirugía de miopía con láser

Nadie quiere experimentar efectos secundarios tras su cirugía láser de miopía. Pero la realidad es que con casi cualquier cirugía, sea ocular o no, existe la posibilidad de tener efectos secundarios.

Lo mejor que se puede hacer es conocer los efectos secundarios que pueden ocurrir y saber exactamente lo que conllevan antes de someterse a una operación para corregir miopía, hipermetropía o astigmatismo con láser.

Aunque parezca lo más natural, aún hay gente que no se informa de los posibles efectos secundarios hasta después de una intervención ocular y no es consciente de los efectos secundarios hasta días después de la operación.

Comparada con otras cirugías, la cirugía ocular láser para corregir miopía, hipermetropía o astigmatismo tiene muy poco riesgo de efectos secundarios, pero uno de los más importantes es el deslumbramiento nocturno, también conocido como halo.

El deslumbramiento nocturno puede producirse en forma de halos o de destellos. Hay una pequeña diferencia entre ambos, los halos son como anillos que aparecen alrededor de las fuentes de luz, mientras que los destellos son el reflejo que se ve alrededor de las luces.

Cirugía de Miopía con Láser

Algunas personas pueden experimentar halos y destellos durante un par de semanas tras su intervención de miopía con láser, mientras que la mayoría de pacientes suelen no sufrir ninguna molestia. Cualquiera que sea el nivel de deslumbramiento nocturno que afecte a un paciente tiene que saber que es parte del proceso de curación natural del ojo.

Las alteraciones normales tras la intervención láser duran alrededor de tres meses. No es raro tener un poco de deslumbramiento nocturno residual después de este tiempo. Si se tratase de un problema verdaderamente grave que afectase a su visión se deberán hacer nuevas pruebas para identificar el origen del problema y determinar la forma en que se puede resolver.

Tener algunos destellos nocturnos es perfectamente normal y es parte del parte del proceso natural de curación después de la cirugía láser para miopía, hipermetropía o astigmatismo. Esto sucede porque la superficie de la córnea se deforma durante la cirugía, cambiando la forma en que se percibe la luz. Este período de reajuste y la curación que sigue es inevitable.

El mejor camino para evitar los halos tras la cirugía ocular láser es que su clínica Oftalmológica realice un examen preoperatorio completo y exhaustivo, con topografía de cara anterior y posterior de cornea, paquimetría de la córnea, examen de las aberraciones visuales de alto orden, pupilometría y examen bajo dilatación pupilar del fondo de ojo. En este examen se decidirá el diámetro de la zona óptica de la córnea a tratar en la intervención láser, evitando de este modo los halos o deslumbramientos.

10 datos sobre la cirugía láser: Dejemos las cosas claras

Hemos querido hacer esta lista de 10 datos concretos y reales sobre la cirugía refractiva láser para mejorar tu comprensión sobre esta intervención y terminar sobre cualquier duda o temor que todavía tengas.

1. No te puedes quedar ciego con la cirugía láser ocular

Las probabilidades de quedarse ciego durante una intervención de cirugía láser es la misma que te caiga un rayo dos veces a lo largo de tu vida. Tras tantos de años de investigación y aplicación práctica, la estadística nos confirma que es muy poco probable que esto suceda.

2. Los efectos secundarios son leves y temporales

Después de la cirugía láser ocular, se pueden experimentar en algunos pacientes, ciertos efectos secundarios leves y temporales, que no van más allá de los ojos secos y la sensibilidad a la luz. Estos efectos secundarios ocurren mientras que el ojo se encuentre en su etapa de curación y en la gran mayoría de los casos, son muy leves y desaparecen a los pocos días.

3. Hay menos de un 0.1% de probabilidades de una complicación visual

Con diferentes niveles de experiencia y tecnología entre clínicas y países es difícil fijar una tasa de complicaciones en cirugía ocular láser. Pero el hecho es que el procedimiento está calificado como uno de los más seguros que existen. En el 99% de los casos, el oftalmólogo puede afrontar y corregir cualquier complicación que pudiera surgir durante la intervención.

4. La cirugía ocular láser es segura y efectiva a largo plazo

La cirugía ocular láser es segura y eficaz a largo plazo como lo demuestran los más de 35 millones de pacientes satisfechos que existen. Pero por si esto no es suficiente, existen numerosos estudios médicos que demuestran que décadas después del tratamiento, los pacientes continúan teniendo una visión correcta y unos ojos sanos.

5. La cirugía ocular láser es un procedimiento sin dolor

La cirugía ocular láser es un procedimiento completamente indoloro. No va más allá de una ligera sensación de presión durante la intervención pero gracias a las gotas anestésicas que se ponen en los ojos no se siente ningún dolor ni molestia durante la intervención.

6. Lo más importa es la elección de la clínica

Es tentador caer en una oferta, que en muchas ocasiones tiene truco y dejarse llevar por un precio bajo. La mejor opción es siempre elegir una clínica de confianza, cuya experiencia, tecnología y resultados sean su mejor carta de presentación. En VISIÓON Oftalmólogos nuestro mejor aval son los cientos de testimonios recogidos en nuestra web sobre su experiencia personal con nosotros.

7. El 96% de los pacientes logra una visión de 20/20

Aunque depende de las circunstancias particulares de cada paciente, la gran mayoría de las personas intervenidas con cirugía láser ocular alcanza una visión 20/16 a 20/20, el estándar común de agudeza visual. E incluso en pacientes con condiciones como el ojo seco se pueden alcanzar tales resultados.

8. La cirugía ocular con láser es más segura que las lentes de contacto

No lo decimos nosotros, es un hecho objetivo. Las estadísticas hablan de 1 caso de infección u otra afección ocular por cada 2.000 usuarios de lentillas, en cirugía láser ocular, las complicaciones visuales son raras y pueden surgir en alrededor de 1 de cada 3.0000 pacientes.

9.El láser es frío, por lo que no quema, ni emana olores

El láser no quema y mucho menos se percibe ningún olor a quemado ni sensación de quemazón. Es uno de los mitos que más insistimos en desmontar.

10.No importa si se tose, estornuda durante la operación, no afectará el resultado

Seguro que muchos pacientes habrán pensado en esta situación. Pero gracias a la tecnología de rastreo ocular no importa si se tose o cualquier eventualidad. Por algo la cirugía láser ocular es una de las cirugías más seguras que existen.

Si deseas pedir cita o tienes alguna pregunta que te gustaría que nuestros oftalmólogos respondiesen, deja tu comentario, o llámanos al 958 20 70 70.

¿Puedo operarme de miopía si estoy embarazada?

En muchas ocasiones acuden a nuestra clínica oftalmológica, VISIÓON Oftalmólogos, pacientes embarazadas que desean operarse de miopía, hipermetropía o astigmatismo.

Vamos a intentar explicar este asunto tan importante para la salud de los más pequeños.

La respuesta es muy sencilla, rotundamente no, nunca debe operarse a una mujer embarazada de cirugía refractiva, ya sea con láser, con lentes intraoculares o cualquier método.

El problema radica en que no conocemos el efecto del láser sobre el feto, por lo que es una contraindicación absoluta, además el efecto de los colirios se absorbe, aunque sean cantidades muy pequeñas por vía sistémica y pueden afectar al feto igualmente.

No debe operarse a una mujer embarazada de nada, salvo necesidad de fuerza mayor y debe hacerse todo lo posible por evitar cirugías en esas condiciones ya sean en los ojos o en cualquier parte del cuerpo.

¿Puedo operarme de miopía si estoy dando el pecho en la lactancia?

La respuesta es que no. Los colirios se absorben por vía sistémica y van a pasar al bebé, y aunque sean cantidades muy pequeñas, deben ser evitadas a toda costa.

Por tanto, si deseas operarte de miopía, hipermetropía o astigmatismo, pero estas embarazada, debes esperar a dar a luz y terminar la lactancia si vas a darle el pecho al bebé.

Disfruta todo lo que puedas de esta etapa tan bonita como es el embarazo y la lactancia del bebé, ya habrá tiempo para operase de miopía más adelante

¿Si tomo Roacután me puedo operar de miopía?

Una pregunta que se suele repetir en la consulta oftalmológica de VISIÓON es si es posible operarse de algún defecto refractivo mientras se está tomando el famoso Roacután, el fármaco de elección en el tratamiento del acné juvenil.

La respuesta es que sí, no hay ninguna incompatibilidad conocida entre la toma de este medicamento y la cirugía refractiva láser.

Y no hacemos esta afirmación a la ligera, la literatura científica así lo indica. Por ejemplo tenemos el último estudio publicado por el Dr. Julio Ortega Usobiaga en American Journal of Ophthalmology que demuestra que el Roacután no afecta a los resultados de las técnicas de PRK o Lasik con láser excimer para corregir los defectos refractivos.

Hasta hace muy poco no se aconsejaba operarse si se estaba tomando este medicamento por la creencia de que el principio activo del Roacután, que es la isotretinoína, tiene un gran poder desecante que incluso afectaría a la superficie del ojo.

Ahora se sabe que contrariamente a esta idea, la isotretinoína no afecta a la superficie ocular y que los pacientes que toman Roacután pueden someterse a una operación de corrección de sus defectos refractivos con total seguridad de que este medicamento no va a interferir en el buen resultado de la intervención.

El estudio del Dr. Ortega analizó los resultados de pacientes que tomaban isotretinoína y se sometieron a LASIK o PRK entre 2003 a 2017. Los resultados se compararon con los obtenidos por pacientes sometidos a LASIK o PRK que habían tomado isotretinoína anteriormente, pero no en los seis meses previos a la intervención.

Y el resultado es claro, no se encontraron complicaciones intraoperatorias o postoperatorias significativas. No hubo diferencias significativas entre los pacientes en términos de agudeza visual, equivalente esférico postoperatorio, índice de eficacia, predictibilidad o índice de seguridad.

Si te queda alguna duda al respecto, nuestros oftalmólogos estarán encantados de responderte. Llama ya al 958 20 70 70 y pide cita en VISIÓON Oftalmólogos, en nuestra clínica de Granada o en la de Jaén.

¿Opositando a los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado?

Si estás pensando en opositar para una de las miles de plazas recientemente ofertadas para los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado y utilizas gafas o lentillas para corregir tu miopía, astigmatismo o hipermetropía debes tener en cuenta los requisitos visuales para el reconocimiento físico, incluyendo las nuevas actualizaciones publicadas en el Boletín Oficial del Estado el 12 de mayo de 2021.

Nuevos criterios para candidatos a Policía Nacional operados de la vista

Desde el punto de vista de la salud visual del candidato, existen múltiples requisitos que hay que cumplir, entre los que se encuentran, entre otras muchas:

Ausencia de alteraciones palpebrales importantes, glaucoma, uveítis, neuritis o atrofia óptica, estrabismo, diplopia, discromatopsias, exoftalmos, alteraciones cristalinianas, dacriocistitis, escleritis, etc.

En cuanto a aquellos candidatos que utilizan corrección óptica, ya sea gafas o lentillas, para tratar su miopía, hipermetropía o astigmatismo, se aplican criterios adicionales de agudeza visual y de tipo de intervención en el caso de candidatos que hayan optado por una corrección quirúrgica definitiva de su defecto de graduación.

Así, a todos los candidatos se les exigirá una visión o agudeza de visual sin corrección (es decir, sin gafas ni lentillas) de al menos 0,6 (60%) en cada ojo.

A los candidatos que se hayan operado de la vista, adicionalmente se les exigirá que la corrección de su defecto de graduación se haya realizado mediante cirugía refractiva corneal (láser) y no mediante lente fáquica intraocular, ya que cualquier tipo de cirugía intraocular es un criterio de exclusión.

Estos nuevos criterios de la Policía Nacional se unen a los de los candidatos a Guardia Civil, que ya tampoco permitían la corrección de los defectos refractivos mediante lente intraocular.

También se exigirá que la cirugía refractiva corneal (láser) se realice al menos 60 días antes de la fecha del reconocimiento visual.

En VISIÓON López-Marín Oftalmólogos queremos apoyarte en este arduo proceso y ayudarte a conseguir tus sueños profesionales. Si no utilizas gafas ni lentillas nuestros oftalmólogos podrán realizarte una revisión oftalmológica completa para certificar que cumples con los criterios de agudeza visual y de salud del sistema ocular requeridos para la oposición.

En el caso de que uses gafas o lentillas para tu miopía, hipermetropía y/o astigmatismo y quieras una solución definitiva, nuestro equipo te asesorará sobre cual es la mejor técnica de cirugía refractiva corneal (láser) para corregir tu graduación y conseguir cumplir con los criterios de agudeza visual a la vez que liberarte de tus gafas/lentillas, como han conseguido muchos de tus compañeros y compañeras antes en nuestra clínica.

¡Te esperamos!

Gafas vs. lentillas vs. cirugía láser ocular: La guía definitiva

Muchas personas se plantean cuál es el mejor método para corregir su problema refractivo: lentillas, gafas o la cirugía refractiva ocular con láser o con lente intraocular (ICL).

Y si buscas la respuesta en tu círculo de amigos o familiares, dependerá de a quién le preguntes, qué experimentaron y leyeron, en qué etapa de la vida se encuentran, tendrás un conjunto diferente de hechos y opiniones. Seguro que nuestras abuelas nos encuentran muy guapos con gafas pero también sin ellas.

Y si buscamos la información en Internet tenemos respuestas para todos los gustos. Los foros generalmente son poco confiables, los sitios web de noticias generalmente están inflados de contenido sensacionalista y son sesgados, y los artículos de los blogs, la mayoría de las veces, se escriben con la única intención de generar mucho contenido que se posicione primero en Google pero que no dice nada.

Las ventajas de usar gafas
  • Las gafas permiten una visión precisa a un precio relativamente asequible.
  • La gran mayoría de la gente puede usarlas y están disponibles para comprar en cualquier óptica.
  • Las gafas son seguras y es poco probable que causen efectos secundarios.
  • Las gafas pueden proteger tus ojos de lesiones.
  • Existen varios tipos de gafas para controlar la presbicia.

Las gafas ciertamente son las favoritas para muchas personas, al menos en comparación con las lentes de contacto.

Quizás el mayor beneficio de las gafas es que casi cualquier persona puede usarlas, independientemente de su edad o defecto refractivo. Lo que las convierte en una solución simple, rápida y accesible para solucionar los problemas de la vista.

También son una forma segura de corregir la vista, no te tocan ni cambian el ojo de ninguna manera, lo que significa que no requieren ir a una clínica para un procedimiento como la cirugía ocular con láser o no te ponen en riesgo de contraer una infección como las lentes de contacto.

Incluso pueden  actuar como una barrera  entre tus ojos y los elementos, ayudando a evitar que la contaminación del aire, el polvo y los insectos causen daños en tus ojos.

Otra gran ventaja de las gafas es que no solo son capaces de corregir la visión de lejos, sino que también ofrecen una forma de controlar la presbicia. Lo hacen de diferentes maneras utilizando deferentes tipos de lentes como lentes progresivas bifocales, trifocales, multifocales y varifocales.

Las grandes desventajas de las gafas
  • Las gafas no son adecuadas para muchas actividades al aire libre y algunas clases de trabajo o profesiones.
  • Las gafas se dañan fácilmente y se pierden.
  • Algunas personas encuentran llevar gafas como inconvenientes, estresantes y / o poco atractivos.
  • Las gafas de lectura son una solución limitada a la presbicia.
  • A largo plazo, las gafas pueden costar mucho más que la cirugía ocular con láser.

Mientras que las gafas ofrecen una manera rápida y fácil de ajustar y mejorar la visión, también tienen sus grandes desventajas.

Una desventaja importante del uso de gafas es que simplemente no son adecuadas para la gran mayoría de los deportes. Como tampoco para el ejercicio y cualquier actividad o trabajo que implique movimiento.

Las gafas pueden moverse o caerse, y las lentes se rayan y se rompen, las patillas se aflojan y se rompen.

Cuando se trata de la vida cotidiana, tenemos pequeños inconvenientes, como las marcas casi semipermanentes en la nariz, que se empañan en ambientes fríos o húmedos, atraen el polvo y la suciedad, y son la fuente de muchas molestias pequeñas pero acumulativas que terminan por estresarnos.

A medida que la presbicia aumenta alrededor de los 40 años, la disminución de la capacidad para leer y las gafas de lectura son una señal externa de que estamos envejeciendo.

Aparte de los inconvenientes tenemos otro problema. El coste de las gafas. Si cambiamos nuestras gafas cada dos años, solamente en 10 años nos habremos gastado más dinero que si optamos por la cirugía ocular con láser.

Las ventajas de usar lentillas
  • En comparación con las gafas, las lentes de contacto pueden ofrecer una agudeza visual ligeramente mejor
  • Las lentes de contacto ofrecen un campo de visión más amplio y claro que las gafas.
  • Las lentes de contacto permiten a los usuarios practicar muchos deportes.
  • Algunas personas se ven más favorecidas estéticamente con lentillas en lugar de llevando gafas.

Las lentes de contacto están mucho más cerca del ojo que las gafas. Esto significa que aumenta la luz que nos llega y al adaptarse a nuestros ojos con mejor precisión puede aparecer que aumente ligeramente la agudeza visual.

Las gafas son imanes para la suciedad y se manchan fácilmente con las huellas dactilares y les encanta recoger pequeños rasguños y manchas. También nos limitan la visión periférica. Esto no pasa con las lentillas, no dejan espacio entre ellas y el ojo, puede mirar hacia arriba, abajo, izquierda, derecha y tener una visión periférica completa y clara sin tener que mirar a través de un marco restrictivo.

Por supuesto, una de las mayores ventajas de las lentes de contacto es que, a diferencia de las gafas, los usuarios pueden usarlas en una amplia gama de deportes y ejercicios con menos interrupciones u obstáculos.

Para quienes nos miran desde afuera, las lentes de contacto son casi imperceptibles, por lo que no tendremos que preocuparse por que se vean ridículas o que combinen con su atuendo.

Las desventajas de usar lentillas
  • Las lentes de contacto nos ponen en alto riesgo de infección y daño ocular
  • No es raro que los usuarios experimenten sequedad, irritación y enrojecimiento.
  • Las lentes de contacto requieren una práctica de higiene estricta y persistente,
  • Las lentes de contacto no son toleradas por muchas personas
  • Las lentes de contacto pueden no ser capaces de corregir completamente el astigmatismo
  • A largo plazo, las lentes de contacto suelen costar más que las gafas y la cirugía ocular con láser

La mayor ventaja de las lentes de contacto, que se asientan directamente sobre el ojo, también es su mayor desventaja. El hecho de usar tu dedo para colocar un objeto extraño en la superficie del ojo no es saludable ni higiénico. El resultado es que el uso de lentes de contacto, especialmente a largo plazo, nos ponen en alto riesgo de infección y daño ocular.

Esto incluye problemas graves y que amenazan la visión, como una infección corneal. Son más habituales de lo que creemos y estas infecciones se caracterizan por irritación, dolor, enrojecimiento, ojos llorosos o secreciones.

La pérdida de la visión debida a una infección de la córnea causada por lentes de contacto ya afecta a alrededor de 6 cada 100.000 usuarios por año. La pérdida de la visión como resultado del uso incorrecto de las gafas es, como es de esperar, casi nula, y la pérdida de la visión como resultado del LASIK es extremadamente rara, ya que las posibilidades de pérdida de la visión son tan poco probables que es casi imposible ponerle una cifra.

Es más probable que ocurran tales problemas si se llevan las lentes de contacto mucho tiempo o si no se siguen las prácticas de higiene recomendadas. La falta de higiene, junto con dormir con las lentillas puestas, aumenta aún más las posibilidades de infección hasta cuatro veces.

Cualquier cosa que involucre deportes extremos o de agua, o incluso la ducha diaria o ir a una sauna, puede resultar problemática.

Es por estas razones que las lentes de contacto se consideran seguras y adecuadas solo como una forma temporal de corrección de la visión.

Las lentes de contacto interrumpen la interacción natural entre las lágrimas y las células de la superficie de la córnea y, por lo tanto, las posibilidades de experimentar problemas como la irritación y el ojo seco son bastante probables.

Y si usamos lentillas de usar y tirar cada 24 horas, con lo que mejoraremos mucho en higiene y seguridad, tenemos la gran desventaja de su precio. A largo plazo, el uso de lentillas es mucho más costoso que un tratamiento de Cirugía ocular con láser de la más alta calidad   que además de evitar los riesgos de infección, ofrece muchas otras ventajas.

Las ventajas de la cirugía ocular con láser
  • Los pacientes logran una mayor agudeza visual con la cirugía ocular con láser que con lentes de contacto.
  • La cirugía ocular con láser ofrece a los deportistas y a todas las personas que se operan una visión activa, clara y sin limitaciones.
  • La cirugía ocular con láser es una de las intervenciones más seguras.
  • A largo plazo, la cirugía láser ocular puede ser la forma más barata de corrección de la visión.

A diferencia de las gafas o las lentillas, la cirugía ocular con láser no ajusta temporalmente tu visión agregando una lente adicional en la parte superior del ojo. Más bien, lo cambia permanentemente al eliminar los errores de refracción.

El primer gran beneficio de esto es que te libera de tener que usar gafas y lentes de contacto y, como resultado, tener que lidiar con todos sus inconvenientes.

Reparaciones de gafas, reemplazos de lentillas, viajes al oculista, riesgo de infección, ojo seco, irritación, límites en el ejercicio, estrés. La cirugía ocular es la forma más conveniente de corrección de la visión, ya que una vez que lo haya hecho puede olvidarte para siempre de la esclavitud de gafas y lentillas.

No es raro que los pacientes alcancen un nivel de visión más alto que llevando lentes de contacto. Muchos deportistas optan por la cirugía ocular con láser por esta misma razón.

La cirugía ocular con láser es una opción cada vez más viable para personas que han tenido problemas para encontrar una forma adecuada de corrección de la visión. Con tratamientos más nuevos e innovadores incluso altas miopías pueden tratarse de manera segura.

La versatilidad del tratamiento también significa que, por primera vez, ha brindado a las personas una solución real para deshacerse de las gafas para leer.

Habiéndose realizado ya más de 35 millones de intervenciones, la cirugía ocular con láser en su conjunto es un tratamiento bien establecido y considerado por los expertos como una de las  formas más seguras y efectivas de cirugía electiva en el mundo.

Y a pesar de que tiene un costo inicial, a largo plazo, resulta ser lo mismo o más barato que las lentes de contactos o las gafas. Esto también está respaldado por la satisfacción del paciente y la calidad de vida, y los pacientes con cirugía ocular con láser informan una mejora significativa en la calidad de vida después de la cirugía.

Las desventajas de la cirugía ocular con láser:
  • La cirugía ocular con láser tiene un elevado precio.
  • Algunos pacientes no son adecuados para la cirugía láser.
  • La cirugía láser es un procedimiento quirúrgico que conlleva cierto riesgo.

Como el último desarrollo en el campo de la corrección de la visión, la cirugía ocular con láser tiene menos inconvenientes que las lentes de contacto y las gafas. Sin embargo, no deja de tener sus limitaciones.

Algunas personas no son adecuadas para la cirugía ocular con láser. Esto podría deberse a que no tiene la edad suficiente, que están embarazadas o a tener ciertas afecciones médicas u oculares.

En cuanto al tratamiento en sí, uno de los primeros límites que no se puede evitar es su alto costo inicial en comparación con las lentillas y las gafas. Pero ya hemos visto que a largo plazo sucede todo lo contrario.

Una de las principales preguntas relacionadas con la cirugía ocular con láser es la posibilidad de que algo salga mal durante el tratamiento o que las cosas no resulten como esperabas.

Al igual que con cualquier procedimiento quirúrgico, existe una  pequeña posibilidad de que las cosas no vayan según lo planeado. Sin embargo, la cirugía ocular con láser es un procedimiento mínimamente invasivo que se basa en una tecnología de vanguardia, el riesgo de error humano se minimiza y las posibilidades de que surjan complicaciones son extremadamente bajas.

Esperamos que hayas encontrado útil esta guía práctica sobre gafas, lentes de contacto y cirugía ocular con láser.

Solicita información sin compromiso

Contactaremos con usted en la mayor brevedad posible para darle respuesta a su duda o agendarle una cita.


    *Campos obligatorios