aaa

María Julia. He Aprendido que las personas son maravillosas

Acción Solidaria

ACCION SOLIDARIA. MARIA JULIA NOS CUENTA SU EXPERIENCIA EN PRIMERA LINEA.

Lo primero que quisiera, es felicitar y agradecer a todas aquellas personas trabajadoras que han estado en primera línea de batalla frente a la Covid.

Mi experiencia, como profesora interina de la Junta de Andalucía, ha estado cargada de incertidumbre al no saber cuándo volveríamos a las clases presenciales. Pero mientras, hemos tenido que adaptarnos todos a marchas forzadas a la nueva manera de dar clase usando tecnologías variadas. Ya llevamos años implementándolas, pero la gran diversidad de alumnado y de contextos han implicado una adaptación por parte de todos.

Realicé, con mis propios medios grupos donde mis alumnos/as y yo compartíamos tareas, videos, debates, videoconferencias…

No ha habido horarios, hemos colaborado todo el profesorado de la mejor manera que hemos podido, en cada caso, y he aprendido que las personas son maravillosas por naturaleza, que mis compañeros de docencia son estupendos y que mi alumnado, a pesar de estar en un centro voluntario o de especial dificultad ha sido muy responsable y ha estado a la altura de las circunstancias.

Siento muchísimo la perdida de personas que aun no les tocaba marcharse y de sus familiares que no pudieron despedirse; ha debido de ser horrible para todos/as.

Espero que esto acabe pronto; y mientras tanto, sigo felicitando a todas esas personas, que a pesar del cansancio y del estrés psicológico siguen ayudando a los demás.

EXPERIENCIA OPERACIÓN LASER

La semana antes del 18 de agosto de 2020, decidí pasarme por la Clínica Visión para valorar la opción de operación de vista. El doctor fue amable, pero sobre todo algo que todas las personas valoramos ante nuestro desconocimiento de la materia, fue muy sincero.

Esta sinceridad me llevó a pensar que posiblemente podría deshacerme de las dichosas gafas que llevo arrastrando desde que tenía 5 años de, con una alta graduación de astigmatismo y miopía, sumando entre las dos casi 8 dioptrías en cada ojo. Además, siempre he tenido gafas.  Nunca he podido usar lentillas porque con el simple parpadeo del ojo, se movían y ya era imposible dejar de ver borroso.

El doctor de dijo que posiblemente necesitara un retoque posterior para mejorar la visión.

La operación fue a la siguiente semana, se adaptaron a mis circunstancias para tener margen de mejora al comenzar el trabajo. Fue bien. Sentí algo de miedo, mas bien incertidumbre, pero leí con antelación y me explicaron como se realiza la operación, sabía que pasaba en todo momento.

Fue cuestión de 15 min.