¿Es perjudicial para nuestros ojos la luz que emiten los móviles? La Sociedad Española de Oftalmología se pronuncia

La Sociedad Española de Oftalmología ha publicado en su web un comunicado en el que informa que “tras el análisis concienzudo de la literatura científica existente el tema, la evidencia científica actual no demuestra que la luz azul que emiten los móviles dañe el ojo humano”.

La Sociedad Española de Oftalmología ha publicado en su web un comunicado en el que informa que “tras el análisis concienzudo de la literatura científica existente el tema, la evidencia científica actual no demuestra que la luz azul que emiten los móviles dañe el ojo humano”.

[dt_quote type=”blockquote” font_size=”big” animation=”none” background=”plain”]

Así la Sociedad Española de Oftalmología se ha pronunciado al fin sobre un tema bastante polémico, si la luz que emiten los dispositivos electrónicos como móviles o tablets es perjudicial para los ojos.

[/dt_quote]

Pero debemos abrir un interrogante en este comunicado, la Sociedad Española de Oftalmología considera que la luz de los móviles no es perjudicial, pero advierte que no existe ningún estudio científico que demuestre los efectos negativos de esta luz.

Y se recuerda que no hay ningún estudio realizado en humanos, necesario antes de poder emitir una recomendación definitiva acerca del daño de la luz azul emitida por las pantallas de visualización.

Estos estudios deben realizarse en humanos y bajo unas condiciones de uso real y no in vitro o en animales de experimentación sometiéndolos a luces azules de gran intensidad.

E incluso la Sociedad Española de Oftalmología da un paso más, al indicar que tampoco existe ningún beneficio en el uso de filtros azules en la prevención de daños oculares por dicha radiación luminosa. “Actualmente no se puede recomendar el uso de pantallas de protección de luz azul como el Reticare para evitar un daño no demostrado en condiciones reales y en humanos por estos dispositivos”.

Este comunicado carga directamente contra una conocida marca española de filtros de protección ante la luz azul que emiten las pantallas de los móviles.

La estrategia de ventas de esta marca, nacida bajo el paraguas de la Facultad de Óptica y Optometría de la Universidad Complutense de Madrid, es ser el único protector ocular científicamente probado que absorbe la luz de alta energía de las pantallas.

Y sus experimentos en varias universidades españolas han demostrado, según ellos, que el uso del móvil provocará una “epidemia de ceguera” y que esto “solo ha llegado a una pequeña parte de la sociedad debido a la complejidad del problema y a que la tecnología es uno de los principales motores de la economía mundial”.

El posicionamiento de la Sociedad Española de Oftalmología, se une a la postura mantenida por la Asociación Americana de Oftalmología o de la Unión Europea, que sostiene que el brillo de la luz azul procedente de las pantallas es inferior al 10% de la dosis máxima de luz que se consideraría peligrosa para la retina.

Estos comunicados sirven para tranquilizar a la opinión pública, pero lo cierto es que la excesiva dependencia y uso del móvil no es muy beneficioso para nuestros ojos.

Sí que está demostrado que el uso excesivo del móvil es el causante del síndrome de fatiga visual. Que su uso antes de dormir puede provocar insomnio y alteraciones en el sueño.

Y se sigue estudiando la relación de estos dispositivos sobre el aumento de la miopía en todo el mundo a niveles de epidemia.

¿Es perjudicial para nuestros ojos la luz que emiten los móviles? La Sociedad Española de Oftalmología se pronuncia
¿Nos das una estrella?