Cirugía láser para Presbicia

A partir de los 45 años, comenzamos a tener problemas en la visión cercana, y empezamos a necesitar gafas para tareas cotidianas como leer, escribir etc. El uso de las gafas de cerca suele ser molesto, pues la dependencia de ellas es muy alta, ya que sin ellas no podemos leer un libro, mirar un precio en una tienda, etc.                                                         

A partir de los 45 años, comenzamos a tener problemas en la visión cercana, y empezamos a necesitar gafas para tareas cotidianas como leer, escribir etc. El uso de las gafas de cerca suele ser molesto, pues la dependencia de ellas es muy alta, ya que sin ellas no podemos leer un libro, mirar un precio en una tienda, etc.

Hace ya muchos años que la vista cansada o presbicia se opera gracias al uso de las lentes intraoculares multifocales en las cirugías, pero más recientemente han surgido nuevas técnicas que han significado un avance muy significativo en este campo.

La llegada a la Oftalmología del láser de Femtosegundo aplicado a la cirugía intraocular, nos ha aportado unos estándares de calidad y seguridad en la cirugía láser de Presbicia o vista cansada inimaginables hasta hace algún tiempo.

presbicia-laser-granadaEn estos momentos, en nuestra clínica Oftalmológica podemos corregir la vista cansada o presbicia mediante una sencilla intervención de 10 minutos, con anestesia tópica (en gotas) y una recuperación de menos de 24 horas, una intervención segura y eficaz con la que podremos dejar de precisar gafas de cerca para tareas cotidianas como leer, escribir o mirar el móvil.

La cirugía láser para corregir vista cansada o presbicia es parecida a una intervención de cataratas, no precisa suturas y es indolora. Consiste en recambiar el cristalino, la lente natural que posee cada ojo por una lente artificial intraocular, que es biocompatible con el paciente y no precisa sustitución ni mantenimiento posterior.  Esta lente permanece en el ojo de forma estable, y el paciente consigue de este modo una visión cercana correcta que le permite realizar actividades cotidianas sin gafas ni lentillas.

El láser realiza una serie de acciones dentro del ojo que permite al Oftalmólogo, de una forma precisa y controlada, la aspiración del contenido del cristalino sin necesidad de bisturí, ni pinzas y lleva a cabo de forma automática todos los procedimientos que hasta hace un tiempo se realizaban a mano. En nuestra clínica Oftalmológica contamos con 2 láseres de Femtosegundo, Catalys para la cirugía de cataratas, presbicia o vista cansada, e Intralase para la cirugía láser de miopía, hipermetropía y astigmatismo.

No existe en la actualidad tecnología más avanzada para la corrección de la vista cansada o presbicia.

La Cirugía de Superficie está considerada como la mejor técnica refractiva en la actualidad.

Cada vez más gente ha decidido dar el paso de mejorar su calidad de vida prescindiendo del uso de las gafas o lentes de contacto.

Esto lo conseguimos en VISIÓON no por arte de magia, sino recurriendo a una técnica de cirugía refractiva láser conocida como Cirugía de Superficie Sin Corte que nos permite corregir los problemas de miopía, hipermetropía y astigmatismo.

La Cirugía de Superficie está considerada como la mejor técnica refractiva en la actualidad por sus altos porcentajes de éxito y por la rápida recuperación de los pacientes.  Una técnica que no deja secuelas y sin provocar ojo seco.

Cirugía Refractiva Láser de Superficie Sin Corte

La cirugía refractiva la realiza siempre un oftalmólogo con un láser de baja potencia que nos permite cambiar de manera permanente la forma que tiene la córnea eliminando así las dioptrías.

El éxito de la cirugía refractiva es tal que se calcula que en los últimos quince años más de 28 millones de personas se han sometido a esta técnica en todo el mundo con magníficos resultados.

La cirugía refractiva de superficie sin corte ha supuesto toda una revolución en la corrección de la miopía, hipermetropía y astigmatismo.

Para VISIÓON cada paciente es único y su tratamiento es personalizado, por eso analizamos las necesidades de cada caso. Nuestros oftalmólogos realizarán una evaluación de la salud ocular del paciente y se elegirá la mejor cirugía según el defecto refractivo observado.

Por regla general la cirugía refractiva de superficie  está indicada para pacientes con problemas de miopía, hipermetropía y astigmatismo entre 18 a 50 años. Esto es debido porque hasta los 18 años no se estabiliza el defecto refractivo y por otra parte, a partir de los 46-49 suele aparecer un defecto visual añadido que es la vista cansada. En estos casos el paciente puede a su vez corregir la presbicia o vista cansada.

En algunos casos muy concretos esta técnica no es la mejor opción, especialmente para casos de pacientes con moderada y alta hipermiopía o que presentan una superficie de córnea muy delgada. Para estas particularidades existe el tratamiento con lentes intraoculares. Una técnica que también ofrece unos óptimos resultados permitiendo prescindir para siempre del uso de las gafas o lentillas.