Lágrimas artificiales: qué son y cómo usarlas

¿Qué son las lágrimas artificiales? Las gotas oftálmicas, son unas gotas usadas para lubricar los ojos secos y mantener la humedad en la superficie exterior del ojo. Cada sustituto lagrimal tiene su viscosidad, su osmolaridad y su pH y por esto se toleran de forma diferente según cada tipo de ojo seco ¿Cuándo debo usar […]

¿Qué son las lágrimas artificiales?

Las gotas oftálmicas, son unas gotas usadas para lubricar los ojos secos y mantener la humedad en la superficie exterior del ojo.
Cada sustituto lagrimal tiene su viscosidad, su osmolaridad y su pH y por esto se toleran de forma diferente según cada tipo de ojo seco

¿Cuándo debo usar las lágrimas artificiales?

Cuando tengas ojo seco, te piquen o te escuezan los ojos por falta de hidratación. Los principales motivos de que tu ojo no fabrique la humedad suficiente pueden ser:

  • Edad
  • Tomar ciertos medicamentos
  • Trastornos inmunológicos y hormonales
  • Cirugía ocular
  • Factores ambientales, como humo o viento
  • Llevar la mascarilla
  • Cansancio ocular

¿Todo el mundo debe usar lágrimas artificiales?

Son aptas para todo el mundo aunque no todo el mundo las necesite. Son una opción inofensiva y beneficiosa en la que debemos pensar en caso de cualquier picor o molestia. El uso de estos colirios no bloquea la producción natural de lagrimas en ningún caso, así que se pueden usar a demanda, tantas veces como estimemos, sin miedo a efectos secundarios.

¿Todas las gotas oftálmicas son iguales?

Existen dos categorías de lágrimas artificiales:

  • Gotas con conservantes. Este tipo de lágrimas, no vienen en envases monodosis, así que contienen conservantes (sustancias químicas) que combaten el crecimiento de bacterias una vez que se ha abierto el envase. Los conservantes pueden irritar los ojos, especialmente si tienes ojos moderada o extremadamente secos.
  • Gotas sin conservantes. Este tipo tiene menos aditivos y generalmente se recomienda si te pones gotas artificiales más de cuatro veces al día, o si tienes ojos moderada o extremadamente secos. Las gotas para los ojos sin conservantes suelen presentarse en envases monodosis.

Pero, ¿y el ácido hialurónico? ¿Es un conservante?

Es un componente de la estructura ocular que estabiliza la lágrima, la protege y la lubrica. Además permanece durante más tiempo en el ojo haciendo que tengas menos síntomas del ojo seco.

¿Cuáles son las mejores lágrimas artificiales?

Una lágrima artificial ideal debería tener:

  • Osmolaridad algo más baja de la natural (alrededor de 305 mOsm/L).
  • pH neutro.
  • Viscosidad intermedia.
  • Buen componente acuoso junto a glicoproteínas que lo mantienen en la superficie ocular.
  • Osmoprotector que protege las células.
  • Vitaminas en la justa medida.
  • No tener excipientes y conservantes.
  • Ácidos grasos y esteroles líquidos a temperatura ambiente con una tensión superficial adecuada.
  • Monodosis

En resumen, no hay problema en utilizar lágrimas artificiales si notas en momentos puntuales picor o molestia en los ojos. Pero si la molestia se vuelve habitual, te recomendamos que pidas cita en tu clínica oftalmológica de confianza, nosotros te esperamos en VISIÓON López-Marín Oftalmólogos en Granada.