Glaucoma Congénito: Causas, síntomas y su tratamiento

28 DE enero, 2016

Hace unas semanas tratamos en este blog la problemática del Glaucoma, sus síntomas y su tratamiento. Coincidiendo que hace unos días celebramos el Día Mundial de Concienciación sobre las Enfermedades Oculares Hereditarias vamos a tratar el Glaucoma Congénito.

¿Qué es el Glaucoma Congénito?

En realidad el Glaucoma Congénito no es solo una enfermedad, sino un conjunto de patologías caracterizadas por la existencia de anomalías que provocan un aumento de la presión interna del ojo, dañando al nervio óptico, órgano encargado de la importante labor de transmitir la información visual al cerebro.

Estas enfermedades pueden darse durante los primeros meses de vida o estar presentes antes del nacimiento. Por otra parte, el llamado Glaucoma Congénito Tardío se manifiesta a partir de los 3 años de edad.

Por suerte, aunque el Glaucoma en la edad adulta es más frecuente, el Glaucoma Congénito es más raro, la Sociedad Española de Oftalmología habla de 1 a 3 casos cada 30.000 nacimientos. Aunque no debemos descuidarnos ya que esta enfermedad puede provocar una pérdida visual severa e irreversible en el niño sino se trata adecuadamente.

Aún queda mucho por investigar sobre el Glaucoma Congénito aunque se considera que es una enfermedad hereditaria que sigue un patrón autosómico recesivo de baja penetración. Es decir, que el culpable de la enfermedad es una anomalía de los genes y se necesita la presencia de esta mutación en los dos padres para que se exprese la enfermedad.

Síntomas del Glaucoma Congénito

Estamos hablando de una enfermedad que afecta a los niños entre el nacimiento y los 3 años de edad, por lo que son los padres los encargados de notar los síntomas. Los niños afectados de esta enfermedad suelen tener fotofobia, les lloran los ojos frecuentemente y suelen cerrar los ojos.

Como consecuencia del aumento de la presión interna del ojo y dado que los tejidos del ojo todavía son elásticos puede darse una elongación de los ojos y parecer más grandes y opacos de lo normal. La opacidad de los ojos se produce por la pérdida de transparencia de la córnea.

Aunque los padres puedan detectar cualquiera de estos síntomas, el diagnóstico de confirmación lo debe realizar un oftalmólogo cualificado, en muchos casos es necesario realizar en quirófano una exploración bajo sedación.

Tratamiento del Glaucoma Congénito

El tratamiento del Glaucoma Congénito frena la progresión de la enfermedad, por eso es muy importante que el Glaucoma Congénito se diagnostique y trate a tiempo. El tratamiento es quirúrgico y se suele iniciar con una primera fase de colirios y medicamentos para controlar la presión intraocular hasta realizar la cirugía.

Depende de cada caso de Glaucoma Congénito requerirá un tipo diferente de intervención y suele ser normal realizar varias intervenciones hasta dejar la tensión controlada.  El tratamiento del Glaucoma Congénito consigue presiones oculares aceptables que puedan dañar el nervio óptico del niño.

Si se ha detectado a tiempo el Glaucoma Congénito y el tratamiento se realiza adecuadamente los pacientes pueden controlarse bien hasta la edad adulta. No obstante estos pacientes tendrán que seguir toda su vida un control periódico por parte de un oftalmólogo

Glaucoma Congénito: Causas, síntomas y su tratamiento
5 (100%) 4 votes