Cirugía Láser Femtosegundo

¿Qué es la Cirugía Láser de Femtosegundo?

Es uno de los láseres más precisos que existen en cirugía ocular y nos permite ofrecer al paciente de cirugía refractiva nuevas técnicas quirúrgicas.

El láser de femtosegundo nos permite operar mediante láser a los pacientes con una córnea muy fina, curvas o excesivamente planas. Además de pacientes con altas miopías cuya única opción hasta ahora, eran las lentes intraoculares.

El láser de femtosegundo recibe su nombre al emplear luz infrarroja en pulsos muy cortos, que se miden en femtosegundos. Para hacerse una idea de su rapidez, un femtosegundo equivale a la milbillonésima parte de un segundo. En un segundo hay mil billones de femtosegundos.

Cirugía láser femtosegundo
5 (100%) 5 votes
¿En qué casos se utiliza el láser de Femtosegundo?

En nuestra clínica Oftalmológica en Granada, VISIÓON Oftalmólogos dispone de dos equipos de láser de femtosegundo: el primero de ellos (Intralase 150) para cirugía refractiva (miopía, hipermetropía o astigmatismo), anillos corneales en el tratamiento del queratocono y trasplantes de córnea, y el segundo láser de femtosegundo (Catalys) para intervenciones de catarata y cirugía de cristalino para miopía, hipermetropía, astigmatismo o presbicia.

En cirugía refractiva, el láser de femtosegundo Intralase 150 ha hecho posible realizar cirugía corneal con láser con tasas de seguridad y exactitud muy altas, recuperaciones en menos de 24 horas sin molestias ni dolor, y permite el implante de anillos corneales intraestromales para el tratamiento del queratocono con una exactitud y precisión imposibles con la técnica manual

98% de predictibilidad de resultados

En VISIÓON Oftalmólogos contamos también con un láser de Femtosegundo específico para la cirugía de cataratas y vista cansada, nuestro equipo de cirugía oftalmológica Catalys alcanza unos niveles de precisión y seguridad que no pueden ser alcanzados por la antigua cirugía que tradicionalmente se ha llevado a cabo mediante la facoemulsificación por ultrasonidos.

El nuevo mecanismo permite incisiones más precisas, reduce el riesgo de infección, mejora el posicionamiento de la lente intraocular y hace más previsible la corrección del astigmatismo asociado a esta cirugía.

Como consecuencia, su utilización se aconseja en todos los pacientes que deseen un nivel máximo de seguridad y exactitud en la cirugía de cataratas, y especialmente en casos de cataratas complejas como en pacientes diabéticos, con glaucoma, altos miopes o cataratas muy avanzadas.